Fiesta de Santa Maria Rosa Molas

El día 13 de junio, a las 19:00h., en la iglesia de la Casa Madre de la Consolación, celebramos la fiesta de Santa Mª Rosa Molas con una Eucaristía concelebrada por varios sacerdotes y presidida por el Sr. Obispo, D. Enrique Benavent. Nos han acompañado una representación de la EMD de Jesús y  numeroso grupo de fieles de Jesús y Tortosa. Al terminar la Eucaristía, compartimos un refrigerio en el jardín de la Casa.

El Sr. Obispo, iniciaba la homilía exhortando a dar gracias a Dios por Santa Mª Rosa Molas por ser un regalo de Dios para la Iglesia y para la Diócesis; y recordaba que la santidad es hacer vida el evangelio. Dios habla al corazón y nos regala personas para hacer vida su Palabra. Necesitamos el testimonio de los santos, por eso damos gracias.

La homilía ha estado vertebrada en tres aspectos del camino espiritual de Mª Rosa Molas: 1) Ella percibe cuál es su misión: ser instrumento del amor de Dios para los demás. Fue consolada por Dios para ser consuelo para los demás, a través de las obras de misericordia, allí donde haya una pobreza humana. 2) Sabe que si quiere servir a los pobres, tiene que amar la pobreza, abrazar la sencillez y la humildad. 3) Para Mª Rosa, el servir a los pobres supone hablarles al corazón. Cristo está en el hermano: “Venid benditos de mi padre, porque tuve hambre y me disteis de comer tuve…” (cf. Mat. 25)

La vida de nuestra fundadora, plenamente evangélica, haciendo el bien y consolando, es modelo para todos. Un mensaje de consuelo y esperanza.

Agradecemos a Dios todo lo que el Carisma de la Consolación, está contribuyendo a humanizar nuestro mundo.

Que su testimonio permanezca siempre vivo entre nosotros.

Hna. Vicenta Miralles

X